miércoles, 2 de septiembre de 2009

MIEDO A LA LIBERTAD


MIEDO A LA LIBERTAD

Los maestros de sabiduría temen a la libertad. Para ser más exactos, ellos sienten miedo de la manera en que los seres humanos que pululamos hoy por el planeta, es decir, nosotros, entendemos el concepto libertad y la manera en la que le rendimos culto.

Para los maestros de sabiduría, libertad, entendida como lo entendemos los humanos, es sinónimo de caos. Es decir, las mentes que buscan desesperadamente la libertad, son para ellos, mentes caóticas.

Según explican, una mente sabia y equilibrada es aquella que en vez de buscar la libertad, entendiendo esta, como buscar escapar del poder y el efecto de las leyes de la naturaleza, que es lo mismo que decir, las leyes de Dios, procura estudiarlas y conocerlas para luego, utilizarlas en su provecho.

Cuando la mente se ejercita en el estudio y la investigación empiezan a aparecer las respuestas, y aquel que puede darle respuesta a las interrogantes que la vida le va presentando, entonces empieza a experimentar un raro estado de tranquilidad, de paz, y por tanto, también de libertad. Eh, aquí la libertad que desean para nosotros los maestros de sabiduría, y no esa otra que surge de la negación de las leyes que rigen nuestra vida y el funcionamiento de los universos conocidos y desconocidos.

Ya decía José Martí, uno de los maestros de la nación cubana: “Ser cultos es la única manera de ser libres”.

Los maestros de sabiduría orientales dicen lo mismo, aunque quizás de un modo que nos conmociona un poquito más. Ellos dicen:
“La humanidad, más que libertad, necesita maestros”.

Y si les hablas de esa otra libertad más mundana, esa a la que más hacemos referencia los humanos, esa libertad de andar por casa, esa que implica tener tiempo para hacer lo que nos dé la gana, ellos nos dicen:
“¿Para qué quieres libertad, si luego no sabes hacer nada bueno con ella?

TADEO

18 comentarios:

MentesSueltas dijo...

Debemos releer a Erich Frömm... hermosas reflexiones.

Te abrazo
MentesSueltas

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Mentes sueltas:
Llevaba este post sin comentarios unos días, y empezaba a preocuparme, jejeje. Bueno, sabía lo que podia pasar cuando disparas a uno de los simientos ideológicos de la sociedad actual.
Por cierto, tengo que leer a Ericf Frömm, que no lo he leido, aunque muchos me hablan de sus libros. Un abrazo:
Tadeo

salvadorpliego dijo...

Ciertamente, pero entre más se sabe, mas preguntas surgen. “Sólo sé que se nada…”

Un placer leerte.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querido Salvador:
Dices muy bien, mientras más conocemos, aparecen siempre nuevos horizontes. Sin embargo, a veces el conocimiento aparece en sitios insospechados para la mente humana. A veces las armas de la racionalidad ya no son válidas y descubrimos incluso, nuevas armas dentro de nosotros que nos permiten aprehender, el conocimiento. Desde el punto de vista de los maestros, pensar que la mente racional puede dar todas las respuestas es un error. La mente racional, como todo instrumento, tiene una utilidad limitada. Lo interesante es cambiar de herramientas y seguir adelante. En todo caso siempre es exitante cuando vas más y más lejos en el camino del saber. Un placer tenerte por mi blog. Un abrazo:
Tadeo

paolav dijo...

No ´se que decir, me haz hecho reflexionar sobre un tema que ya había reflexionado, pero hace años atrás...entonces me detengo y pienso "he cambiado", tal vez antes hubiese coincidido, pero hoy no estoy segura...hoy creo que la libertad se mide de acuerdo a las cadenas que te agobian y a la verdad si no te das cuenta de cuales son, entonces, menos lucharás por obtenerla. Concuerdo con la importancia del conocimiento, pero no para ser libre, sino para ser "poderoso" sin juzgar si eso es bueno o malo. Creo que hoy nuestra libertad está limitada por la economía y no por la política ¿de cuál libertad hablamos cuando no soy libre de elegir a cual clínica u hospital llevo a mi hijo enfermo? ¿por qué? porque esa decisión no depende de ningú conociemiento sino del dinero que porto en la cartera. Y así nos pasa con los colegios para nuestros hijos, con los lugares hacia donde nos moveremos y con los libros que leeremos.
¿me puse muy grave? disculpa puede ser la fecha, septiembre me pone más roja jajaja.
Un abrazo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Paolav:
Ante todo agradecerte tu interesante comentario.
Sabes, yo creo que la diferencia que encuentras entre lo que planteo yo y lo que tú has planteado, se debe a la manera de entender al ser humano. Creo que tú hablas más de la libertad del cuerpo físico, y por eso le das más peso al elemento económico. Lo curioso es que lo comparas con el elemento político, cuando yo no hablé de él. Yo me he referido al conocimiento de las leyes de la naturaleza para poderse liberar del efecto de las leyes.
Creo que los maestros de sabiduría amplian su concepto de ser humano. No olvides lo que siempre explico de los diferentes planos de existencia. Más que pensar en liberar el cuerpo, piensan más bien en ayudarnos a liberar nuestra mente. La cual está atada a cadenas que van más allá de las ataduras económicas, aunque está claro que estas son las primeras con las que uno se encuentra.
Pero imagina que te doy todo el dinero que desees. Piensa que el dinero no es problema.
¿Qué harias? Pues a la hora de responder a esta pregunta, empezarías a ver las cadenas de las que yo hablo.
Porque a los hombres le das todo el dinero que quieran y convierten sus vidas en algo caótico, se entregan a los placeres, y por tanto, no son capaces de llegar sus vidas a donde tienen que llevarla, y por eso los maestros de sabiduria insisten en la necesidad de maestros, antes que de una libertad que no resolvería el problema.
Besitos:
Tadeo

Luz dijo...

Libertad para pensar, para amar, y para reir.
Especialmente sin ataduras de esas que nos ponemos nosotros mismos en el cuerpo, en el corazón y en la mente.
Eso es lo que hay que buscar.

Saludos desde mi camino.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Luz:
Siempre es un placer tenerte por aquí. Dices muy bien. Esas ataduras que nos impiden pensar, amar y reír son nuestras. No están condicionadas a nada, o no deberian estarlo. Creo que es un cambio de mentalidad lo que necesitamos operar en la humanidad. Un abrazo:
Tadeo

Luz dijo...

Tadeo
Gracias por visitarme y vaya que lo hiciste!!!.

Saludos

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Luz:
Es que como paso poco, cuando lo hago, aprovecho el tiempo perdido. Besitos:
Tadeo

Antonio dijo...

La libertad tiene todo su sentido cuando sabes utilizarla. Ser libre es tener la oportunidad de sacar de tu interior todas tus potencialidades y ponerlas al servicio del crecimiento de la sociedad.
Un abrazo, amigo Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querido Antonio:
Siempre es un placer contar con tus reflexiones en mi espacio. Un gran abrazo:
Tadeo

MarianGardi dijo...

Ufff, habría tanto que argumentar y comenzar leyendo que los maestros de sabiduria temen a la Libertad, menso mal que luego estas palabras se salvan al decir que sienten miedo a lo que los humanos,humanos nos dicen los sabios que aún no esta el proyecto acabado, somos hombres animaliticos racionales.

Cristo dijo, la Verdad os hará libres y es muy cierto, libres de todos los apegos terrenales, pero ya sabemos todos los que estamos en este Camino de salvación o de liberación (viene a ser al misma cosa)cuan dificil es encontrar la verdad en un Mundo de mentira, o sea, un Mundo ilusorio donde todas als verdades son a medias y donde sólo vemos las apariencias tanto buenas como malas.
A ver donde encontramos esas verdades ocultas o semi ocultas.

Difiero con eso de que la humanidad necesita maestros, nadie aprende o se alimenta por boca ajena, ni aún metiendole la cucharilla porque lo devuelven.
Aprender se puede por rodaje de aprendizaje y a través de mucho dolor, de muchas vidas vividas cuando el Ego ya está dispuesto a rendirse, cuando el grano está maduro,
Respecto a los Maestros se nos dice que ya no vendran más, qué ya los maestros lo han dicho todo, todo está escrito y archivado en los archivos tanto físicos como astrales del Planeta.
También se nos dice que estamos en puertas de la Gran revelación y rebelión de los Espiritus.
Un beso fraternal

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Marian Gardi:
Ante todo agradecer tus palabras. Me ha encantado como has reflexionado sobre este espinoso tema. En lo fundamental pienso como tú, sólo que difiero en un par de cosas. Primero, creo que los maestros siguen viniendo a la tierra, lo que pasa es que estamos en un estadio en el que ellos no alcanzan la fama. Ellos mismos dejan claro que ay, de los que se hacen famosos y ricos en estos tiempos tan desastrosos y caóticos. Está claro que un gran ser espiritual dificilmente alcanzará la fama y el reconocimiento social en estos tiempos. Pero eso no quiere decir que no vengan a la tierra, vienen y hacen su tarea. Siempre hay ojos listos para ver y oídos listos para escuchar las grandes verdades.
Y lo otro que queria apuntar, es que aunque estoy de acuerdo contigo en que la experiencia es una gran fuente de aprendizaje, creo que la educación, el que exista un sistema educativo favorece el proceso de enseñanza.
Te pongo un ejemplo, yo sé muchas cosas, muchas las he estudiado por mi cuenta, pero agradezco mucho haber nacido con las posibilidades de tener escuelas, institutos y universidades con profesores dispuestos a enseñarme. Ese conocimiento no lo desdeño. No te puedo decir que hubiera sido mejor que me dejaran a mi libre albedrío.
Los seres humanos, aun cuando no lo vemos, somos grandes unidades colectivas y nadie está lanzado a su suerte. Tu y todos, tenemos un sistema espiritual que nos empuja hacia el conocimiento, por tanto, nunca podemos pensar que lo que hacemos y obtenemos es totalmente el resultado de nuestros esfuerzos.
Tu hablabas de lo ilusorio de este mundo, y por tanto, estás en condiciones de que te diga que algún dia dejaremos el YO, y lo sustituiremos por el NOSOTROS. Es decir, dejaremos de vernos como seres individuales para vernos como seres colectivos. Entenderemos que lo que posee el otro, también lo poseemos nosotros, tanto lo bueno como lo malo, porque ambos somos la misma cosa. Todos somos células del cuerpo de Dios.
Jesús es un maestro, y su venida fue una bendición para la humanidad, lo mismo que el Buda y otros. Yo creo que la humanidad actual sigue necesitando maestros, y de hecho, todo aquel que tiene algo que enseñarte, es tu maestro. Todos podemos ser maestros de todos. Lo importante es estar abiertos a aprender.
Un abrazo:
Tadeo

ribelma dijo...

La libertad, la libertad..Creo que se hacen miles de usos incorrectos, estoy decidida a pensar y mantener que nace en y por nosotros mismos. No se lucha, ni se trabaja, ni siquiera se consigue...se tiene o no dependiendo de nuestros adentros.Se añora o se detesta..pero no se conoce. Bicos de cores

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Ribelma:
Ante todo agradecer tus palabras en mi blog. Me alegra mucho tenerte por aquí. Besitos:
Tadeo

Dina dijo...

Hola Tadeo! Me ha gustado esta frase tuya:
"En todo caso siempre es excitante cuando vas más y más lejos en el camino del saber"
Comparto plenamente ésto. Esa libertad de la que hablas es la libertad del plano evolutivo del alma al cual se pertenezca definitivamente, y es esa la que debemos entender y explotar, sin dejarnos contaminar por los preceptos, códigos o el "deber ser" de Kant, creo que nosotros somos espiritus libres y como tales debemos sentirnos sin ataduras al avanzar en esta misión que traemos a la tierra, colocando nuestra alma definitivamente mas allá del bien y del mal, poniendola al servicio del prójimo sin barreras ni limitaciones, como bien haces tú!
Un beso.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Dina.
Te encuentro por aquí también. En este caso, no diré nada a lo que comentas. Estoy totalmente de acuerdo. Somos seres creadores. Dentro de ciertos límites, pero seres creadores, y nuestro poder de crear es tan grande que no lo imaginamos. Observemos sólo el universo físico. Nos parece algo monstruosamente grande. Yo siempre pienso en el monte Everets, que tiene unos 8848 metros, y que ya nos parece tremendo. Bueno, en Marte, existen montes que miden el doble. ¿Te imaginas? Bueno, puede que existan en otros planetas lejanos geografías que ni siquiera nos atreveríamos a imaginar. Pues bien, Dios fue capaz de hacerlo. Él fue capaz de imaginar todo eso, y por él es que todo existe. Así que no tenemos que preocuparnos por ponernos barreras. Besitos:
Tadeo