domingo, 2 de noviembre de 2008

CASUALIDADES

CASUALIDADES

He estado leyendo ayer en uno de los tantos blogs que visito, sobre el tema de las coincidencias. He visto que destacados científicos, como el afamado psicólogo Carl Gustav Jung se encargó de hacer estudios al respecto.

Cuando estamos frente a una de estas casualidades, tendemos a preguntarnos cómo es posible que haya ocurrido algo tan raro.
Tengo amigos que no le dan más vueltas. Aceptan que las casualidades existen y que aunque extrañas, perfectamente pueden ocurrir y que no hay que intentar encontrarles ningún sentido añadido.
Otros amigos, por el contrario, creen que las casualidades no existen, y que todo lo que sucede es siempre la consecuencia de una causa que le precede. Ellos piensan que esas grandes casualidades algo tiene que significar.

Yo soy uno de esos que he “sufrido” en carne propia el ensañamiento de las grandes casualidades. Poco a poco les iré contando muchas de las que me han acontecido. Pero para empezar, les contaré lo que me pasó con Nami, una muchacha japonesa que conocí por casualidad.

Todo comenzó con un sueño que tuve. En ese sueño yo me paseaba por el Japón feudal. Yo me veía a mí mismo como me veo en muchos de mis sueños: como un señor europeo con ropas finas.
Estaba en un bar bebiendo y comiendo algo. Al salir de allí me encontré en mi camino un pequeño puente de madera y allí echadas en el sueño, dos mujeres japonesas muy humildemente vestidas pedían limosnas.
Yo me saqué del bolsillo algo de dinero en monedas de mi país, por lo que se ve, alguna nación europea. A ellas se les iluminó el rostro, porque al parecer, mis monedas tenían mucho valor allí.
Una de ellas con un gesto, me dio las gracias, y acto seguido, puso en mis manos una moneda japonesa. Era una moneda hueca. Me quedé mirándola con asombro y en ese momento me desperté.

Algún tiempo después la casualidad puso delante de mí a Nami, una chica japonesa que hablaba perfectamente el español. Lo había aprendido en México, y había viajado a Cuba tras el rastro de un antiguo amor, un argentino amante de la figura del Ché Guevara, que siempre le dijo que terminaría marchándose a vivir a la mayor de las Antillas.

Nos conocimos en la universidad, y luego de andar de paseo por la Habana durante 2 días, la noche en que nos despedimos, yo le regalé una moneda cubana de 40 centavos, que se acostumbra regalar allí porque dicen que da suerte. En cuanto Nami tuvo en sus manos la moneda, el recuerdo del sueño que había tenido semanas antes, volvió a mi cabeza.

Todo sorprendido me di cuenta de la coincidencia. En el sueño una japonesa me regalaba una moneda, y ahora en la realidad, yo le regalaba una moneda a una japonesa.
Como si eso fuera poco, algún tiempo después, conversando con una amiga paraguaya llamada Erica, le comenté:
-¿Te acuerdas que hace unos meses estuve aquí en tu casa con una chica japonesa?
-Sí, me acuerdo perfectamente de ella. Traía una cámara de fotos muy buena.

Le conté a Erica todo el cuento del sueño y de las monedas, y para mi sorpresa me dice ella:
-Sabes, Tadeo, un amigo de mi padre acaba de regresar de Japón y me ha traído esas monedas. Dice que allí existe mucha costumbre de regalarlas, y son un símbolo de buena suerte. Se trata de monedas de 5 yenes. Aquí las tengo. Obsérvalas bien.



Su diseño está formado por tres partes:
La plantita de arroz de la izquierda, significa La Agricultura. El dibujo que está alrededor del agujero que se parece a unas ruedas dentadas, significa una máquina, o sea La Tecnología. Y las rayitas horizontales de la parte de abajo, significan un río, el agua, o sea, La Industria Pesquera. Su nombre en japonés significa: buena relación, buena suerte.

¿Casualidades? Tal vez, pero no hay dudas de que todo esto ha sido una casualidad de las bien grandes.

TADEO

29 comentarios:

Reyes dijo...

Hola querido Tadeo;
a mí no me parece una casualidad , sino una bonita historia ensartada con los sueños y los símbolos .
En realidad los sueños son como nuestros primeros pasos en alguna dirección ,que luego se encaminan hacia acá o hacia allá.
Uno de estos días escribiré cómo decidí el nombre de mi hija, y te sorprenderás , porque se parece un poco a esto tuyo de las monedas.
Me encantó.
Un beso.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Reyes:
Muchas gracias por tus palabras. Me alegra mucho que este escrito te haya gustado, y a ver si leemos tu historia. Besitos:
Tadeo

irene dijo...

Es una bella y curiosa historia, mezcla de sueños y realidad.
A mí siempre me han llamadao mucho la atención, las coincidencias o casualidades que suceden en la vida.
Me has dado un tema para ejercitar mi memoria, estoy segura de haber dicho alguna vez, qué casualidad, parece increíble esta coincidencia, pero ahora mismo no me acuerdo de ninguna.
Con estas cosas pienso si realmente está escrito el destino o sólo es eso, simples coincidencias.
Intentaré recordar.
Un abrazo, José Tadeo.

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Irene:
Creo que en la vida a todos nos suceden coincidencias y casualidades, lo que pasa es que hay unas más raras que otras. Cuando la vida se torna extremadamente caprichosa, hace que nos cuestionemos si el destino está escrito, o si hay algo, una fuerza superior que dirige nuestras vidas. Volveré más veces sobre este tema. Ha sido un placer tenerte por mi blog. Besitos:
Tadeo

naná dijo...

Hola Tadeo, aquí estoy aportando mi granito de arena a tu hermoso espacio que siempre es tan grato leer; sabés? creo que las casualidades existen, para algunos son sólo eso y cómo las olvidan rápidamente quedan en eso; pero para otros, más observadores, son casualidades que ocurrieron por algo y van encadenadas a otras, que tal vez hace muchísimo tiempo estaban esperando para encajar en el rompecabezas del destino; perdón, hoy vengo complicada para explicarme; bueno resumiendo, creo en que las casualidades pasan por algo que tenía que cumplirse. Quedó claro?
Un beso y que estés bien.
naná

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Naná:
Me ha quedado claro, jejeje. Parece que casualidades nos han pasado a todos, o grandes casualidades. Está la típica casualidad de entontrarse en otra ciudad a una persona conocida, o cosas así. A mí me pasó que conocí a un chico que tenía dos hermanas como yo, y las fechas del dia de nacimiento de él y sus hermanas, conincidían con las fechas de nacimientos de mis hermanas y la mía. ¿Curioso, no?
Besitos:
Tadeo

Sibyla dijo...

Hola amigo Tadeo!
Sabes me gustó la historia, las casualidades a veces nos pillan por sorpresa, pero si son agradables, pues bienvenidas!!!

Un abrazo fuerte:)

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Hermosa tu historia, la verdad yo no creo en la casualidad, existe la causalidad. Todo lo que sucede se genero en otro momento en otro espacio y esa energía sigue su curso y se manifiesta en un hecho que llamamos casualidad. Esto es largo de decir pues tiene que ver con la continuidad de la vida y lo que hacemos día a día para generar esas aparentes casualidades.
Un abrazo
Celia

PD.
Ha sido grato visitar tu espacio, espero nos sigamos leyendo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Cibyla:
Muchas gracias por detenerte en mis escritos. Creo como tú que a veces las casualidades son hermosas y muchas veces nos cambian la vida para siempre:
Besitos:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Estimada Celia:
Ante todo agradecer tu presencia en mi blog. Entiendo perfectamente lo que me dices. Yo también creo que todo tiene una causa. Ningún suceso es puro albur. Dios no juega a los dados, como ya dijera alguien. Besitos:
Tadeo

PaCiTa dijo...

hola tadeo
soy minoria por aqui ...

me gustan las casualidades y pensar que son solo eso, casualidades, sin más explicación.

Me gusta el azar y sus sorpresas.

Solo pasaba a saludar.
Besitos

Lidia M. Domes dijo...

Más allá de que las casualidades sean o no consecuencia de causas (causalidades), y tal vez en otro nivel de cosas, existen la SINCRONICIDADES, que son los "avisos" del alma para hacerte llevar la atención a un objeto o situación, porque tiene que ver, tal vez, con tu próximo paso...

Abrazos,

Lidia

PAOLA dijo...

Tadeo:
Creo absolutamente en las casualidades, creo que hay que estar despiertos y sensibles, y tu eres una prueba viviente de esto.
Admiro la forma en que fluyen tus palabras y nos transportan a un bosque encantado, a un mar sereno, auna memoria sin recodos, a un espacio diferente que da gusto compartir.
Un abrazo amigo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Pacita:
Tus ideas y reflexiones son siempre bien recibidas en mi espacio, que en la diversidad está el gusto, y es para eso que estamos. Besitos:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Lidia:
He leído sobre las sincronicidades, pero me encantaría que me pusieras ejemplos de ellas porque no termino de verlo claro. Un placer tenerte por aquí. Besitos.
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Querida Paola:
Muchísimas gracias por tus palabras y por todas estas cosas lindas que me dices. Para mí es un placer compartir con gente como tú mis ideas y reflexiones. Besitos.
Tadeo

loly dijo...

Hola Tadeo: te hice caso y aquí estoy leyendo tus "cosillas". Muy bueno todo lo que escribes, pero me llama especialmente la atención el tema de las Casualidades, ya que pienso, como otros que te han escrito, que existen casualidades y causalidades al 100%. Y por supuesto de tod@s, aunque malas,hay que aprender; ya que todo tiene un "porqué divíno"; pero por nuestra impaciencia no vemos esos efectos, ya que nos gusta ver los resultados inmediatos, y no siempre es así.
Weno no me extiendo más, y lo dicho me ha encantado y un gran besote de monitoraloly. Gracias por estar ahí.

julioO. dijo...

ola tadeo me llamo julio te contare k io ntengo una moneda igual a las de las fotos la tengo colgada en mi cuello pero siempre sueño con esta moneda veo k entro en un restaurant japones y pregunto de donde proviene esta moneda y un señor me dibuja una caricatura... aveces me vienen los recuerdos de k la he visto mas antes no sé si fue en esta vida o en la otra cual será la explicacion de todo esto bueno espero k me puedas ayudar a resolver este misterio te dejo mi correo julioneutrom@hotmail.com

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Loly.
Aunque tarde, agradezco tu presencia en mi blog. Besitos:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Julio.
Creo que en tu vida pasada o viajaste a Asia, o viviste allí. Por eso te ha pasado lo que a mí, que la moneda ha reaparecido en tu vida y tienes como la certeza de que ella es como un puente a ese otro mundo en el que viviste. Un abrazo.
Tadeo

Anónimo dijo...

Yo no sé si esto que me sucedió puede ser casualidad y si es algo significativo o lo será para mi vida más adelante.
Hace tiempo me gustaba un actor que trabajaba en tv. pero nunca esperé conocerlo. ¡Oh casualidad!? Hace unos días fui a un circo y resulta que allí lo vi dos veces...La primera dudé un poco si era él o no, y seguí de largo, no hice caso, pues él estaba conversando con alguien. Pero luego lo encontré solo...Y me tomé foto con él y lo abordé, me puse a hacerle conversación. Es cierto que no se interesó en mí y posiblemente no lo vuelva a ver, pero me he quedado impresionada porque algo así no me sucede todas las semanas y menos todos los días...Y coincidí con él en tiempo y lugar...!!

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Anónimo:
Creo que el que esa persona se cruzara en tu camino fue una hermosa casualidad. Hermoso para ti y bueno, me parece un regalo de la vida el que disfrutaras de algo así. Un placer tenerte por mi espacio.
Tadeo

Evie dijo...

Hola Tadeo:
Acabo recien de encontrarme con tu historia.
Encontré en mi casa una moneda de 5 yenes que estuvo guardada por años dentro de una caja donde tenemos colecciones de monedas que salieron en nuestro país, Argentina. Ninguna de ellas era extranjera solamente está pero nadie se había percatado de ella hasta ahora.
Cuando la ví me llamó poderosamente la atención su centro hueco. Cuando la observe con más detenimiento me dí cuenta que era de Japón, o eso creía, asi que la googlie... y apareció tu historia. Ni bien terminé de leerla no podía creer que en mi manos tenía una moneda de la buena suerte. ¿Por qué dirás? hace 10 meses atrás me ofrecieron presentarme para una beca de estudio en Japón, de allí en más mi vida giro tan abruptamente, todo en mi mundo viró a Japón y como piezas de puzzle, todo encaja correctamente hacia Japón... hasta esta pequeña moneda
Yo creo en las casualidades pero nunca me habían sucedido a mi la verdad que es hermoso vivir de esta manera. Gracias por tu historia... gracias por esta magia

rocio dijo...

hola tadeo. yo si creo en las casualidades y tengo muchas para contar. pero la mas importante para mi fue cuando despues de esperar mucho tiempo por una persona, y soniarla, y desearla, el se puso frente a mi en el momento y lugar indicado, quizas suena cursi decirlo asi, pero nuestra historia fue marcada por ese momento, mejor dicho, mi vida fue marcada por ese momento, que para mi fue una gran casualidad.
gracias por tus post, me encantan

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Hola Rocio:
Tengo este blog tan abandonado, que siento verguenza cada vez que veo un comentario reciente en él, pero me he prometido que le dedicaré a él el año 2013, así que volveré a escribir con asiduidad por estos lares. Ya lo verás. Besitos:
Tadeo

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Qué lindo Evie, que te encontraras también con mi historia y que ella te hiciera tomar conciencia de la magia que encerraba tu moneda. Me siento feliz por haber sido partícipe de algún modo, de todo esto. Un abrazo:
Tadeo

Carolina dijo...

Las casualidades dan mensajes encriptados...no siempre los percibimos, pq no estamos atentos, pero de nuevo se presentarán una secuencia de cosas que nos harán pensar...
Siempre dicen algo y es para nosotros. :)
viva la magia!

JOSÉ TADEO TÁPANES ZERQUERA dijo...

Gracias, Carolina, por tus palabras tan bellas y llenas de sabiduría. Besitos:
Tadeo

david montoya dijo...

hola tadeo,vi tu historia y me parece muy buena, c asemeja mucho a cosas que me suceden a mi tambien.a mi tambien me colocan a pensar siertos suenos que son tan paralelos con la realidad que podria decir que estuve ahi en un pasado y aun aqui en un presente,es algo loco lo que la mente puede hacer,pero algo que si me tiene intrigado, es que yo adquiri una de esas monedas,y la llevo conmigo todo el tiempo en una cadena de plata, y sabes, algo sucede con esa moneda,no podria decir lo mucho que e sonado ,pero lo que si que es como magica,por eso decidi buscarla. no sabia de cuanto era,ni que significaba. gracias por tu orientacion. te escribo desde colombia,palmira valle del cauca. te cuidas.bye